Cortinas Black out en espacios de doble altura.

En la actualidad, la tendencia arquitectónica es construir espacios con doble altura, poniendo de moda al Loft, un estilo que se hizo tan popular en Nueva York en los años ’50, y que consistía en aprovechar grandes espacios como fabricas abandonadas o depósitos en desuso, para vivienda o taller de artistas y escritores, y además resultaba muy original con su toque bohemio inconfundible, eran sin duda más económico.

El Loft se destaca por sus amplios ventanales de vidrio, generando una gran entrada de luz natural. Por lo que, al ser de vidrio, implican un mayor consumo de energía al momento de aclimatar el espacio de acuerdo a cada estación del año.

El sistema de cortinas black out no sólo bloquea el paso de la luz, si no que significa sin duda un gran ahorro energético debido a sus propiedades térmicas.

Los Lofts generalmente no tienen paredes divisorias en su interior, es por eso que la intimidad de los dormitorios queda expuesta a sus grandes ventanales de vidrio. En estos casos la colocación de una cortina o panel oriental black out es la más indicada para controlar el paso de los rayos del sol y mantener el clima deseado tanto en invierno como en verano. Además confieren una elegancia lineal y estética que conjuga muy bien con estos ambientes, además de brindar la privacidad necesaria. (Ver Los beneficios del Black out)

En estos espacios de gran altura siempre es recomendable un sistema motorizado, ya que el peso de las cortinas black out aumenta de acuerdo a la altura y el ancho de las mismas. (Ver  Cortinas black out: motorización y automatización)

Para conseguir tus cortinas de black out en Argentina ingresá a: